Publicación onchain: del permalink a la permaweb

# # 17/05/2024

Con la aparición de la web2 hacia 2002 no solo podíamos leer o consumir, también podíamos crear; podías ser dueño de un un blog o web personal donde ibas centralizando toda tu «producción», un post (texto), imágenes o música y vídeo. Se había creado el concepto de permalink.

Así nacía el blog como unidad independiente, autónoma y central de todo lo que hacías. No trabajabas para las nacientes redes sociales, o para otros agregadores, el proceso era el inverso; todo lo que allí se compartía hacía referencia a tu sitio web, tu permalink.

Uno de los problemas de las redes sociales es que el contenido es efímero. Trabajas para ellas por un poco de atención pero tu contenido desaparece rápido, y lo que es peor, no lo controlas.

Luego han surgido, en los últimos cinco años, los lugares centralizados como Substack o Beehiiv que te permiten tener tu «newsletter». Pero el problema aquí es que el contenido puede desaparecer si las empresas que hay detrás desaparecen. O lo que es más sencillo, son compradas o traspadas; las condiciones cambian. Es como los libros descatalogados; te has quedado sin tu producción ahí afuera para que la consuma alguien.

La web personal te da total autonomía, no dependes de nadie. Aunque tiene dos riesgos o problemas: el primero es que dependes de la indexación de Google y el segundo es que necesitas pagar el hosting y el dominio donde tienes alojados los archivos y la propia web para siempre.

El primero de los problemas es más evidente ahora con la generación masiva de textos con inteligencia artificial (IA); como hay tanta producción a lo bestia el buscador tiene que pensarse muy bien qué es lo que indexa y qué no, porque los costes de hacerlo han aumentado muchísimo.

En este contexto ha surgido una vía basada en blockchain. En realidad sería más preciso decir que ha surgido en el contexto de la web3 y las finanzas descentralizas (DEFI) y que da respuesta a los problemas descritos más arriba.

Hablo de la publicación de nuestro contenido almacenado en una blockchain; inmutable, imperecedero y transparente. Accesible desde múltiples aplicaciones para todo el mundo, completamente descentralizado y con la posibilidad real de ofrecer incentivos a aquellas personas que lo comparten sin que ninguna gran empresa se quede el 99% del valor que genera.

Hay dos iniciativas concretas que llevan funcionando desde 2020 y 2021, son Mirror.xyz y Paragraph.xyz. Las conozco porque empezó a publicar en ellas Fred Wilson de avc.com, un venture capitalist neoyorkino que lleva publicando a diario desde 2004. Hablamos de una leyenda del mundo de internet y que ha sido inversor de muchas de las grandes empresas que han cambiado el mundo a través de la red. Es un bloguero consumado en la concepción tradicional.

Viendo sus pruebas, me metí a hacer lo propio. Como llevo blogueando desde 2008 y tiene ese punto artesanal que te lleva a conocer algunos entresijos de cómo funciona por dentro todo, hice pruebas, cacharreé. Mirror es más puramente web3 y Paragraph es un mix entre Mirror y el concepto de Substack; el primero es más limitado que el segundo.

Lo que más me ha llamado la atención es que hace un par de días Fred Wilson y su venture capital, Union Square Ventures, anunciaron dos cosas muy relevantes.
1/ Fred se trasladaba definitivamente de avc.com a avc.xyz (en Paragraph).
2/ USV había invertido en Paragraph (ya lo había hecho en Mirror) y pasaban a hacer una fusión entre las dos compañías, dejando el equipo de la Mirror se centre en el desarrollo de Kiosk, una mezcla entre red social descentralizada y publicación onchain.

La visión de la «publicación onchain» es reconstruir la creación, distribución y monetización de contenidos en web3.

Esto permite a los creadores poseer realmente su contenido como activos digitales: las publicaciones y los medios onchain son propiedad directa de identidades web3 (por ejemplo, cuentas en Ethereum u otras blockchains), y en el caso de Paragraph y Mirror, el contenido se almacena pública y permanentemente en la blockchain Arweave.

Si Paragraph, Mirror o cualquier otra plataforma a través de la cual publicas desapareciera o cambiara sus condiciones no pasaría nada porque la información está almacenada en Arweave a tu nombre, por lo que siempre podrás acceder al contenido a través de cualquier otra aplicación y con el tiempo habrá muchas.

La publicación onchain también desbloquea nuevos y potentes modelos de participación e ingresos: por ejemplo, acuñando publicaciones como NFT, recompensando a los suscriptores con tokens, permitiendo regalías perpetuas y dando propinas a los creadores.

Fred Willson da estas 3 razones para moverse de la web2 a la web3:

  1. Los mensajes se almacenan en una base de datos cerrada alojada por él en la nube.
  2. Los servicios que utiliza para crear AVC.com no son «composable«, lo que significa que otros no pueden construir cosas sobre AVC.com y los servicios que crean y muestran los mensajes que Fred crea en su web.
  3. Las identidades de los autores (Fred) y lectores (tu) en AVC.com no están vinculadas a ningún tipo de sistema portátil de identidad y reputación.

En su caso es muy importante el tema del spam, los trolls y energúmenos de la red; con la asignación de una wallet estos problemas se solucionan, porque queda identificado públicamente el comentario de cada uno.

El desafío ahora es trasladar a los creadores y luego sus lectores de la web2 a esta nueva web3. El trabajo de referencias como Fred es capital para acelerar este cambio que todavía es pequeño si lo comparamos con web2 y las redes sociales.

Offline -> Online -> Onchain

Profundiza -> La Web3 lo cambia todo

Para seguir nuevas entradas utiliza el feed (rss) del blog en un agregador como feedly. No utilizo cookies de rastreo, ni newsletter, ni redes sociales. Escríbeme. Jorge.

La Web3 lo cambia todo

# # 19/04/2024

La web3 apoyada en las finanzas descentralizadas (DeFi) es el único modelo posible para el open-source y los creadores. Esta es la realidad.

Llevo siguiendo y estudiando los desarrollos de la tecnología Blockchain desde 2014. Los primeros años era casi un acto de fe porque se trataba de conceptos super abstractos sin casos de uso reales a excepción del bitcoin como moneda digital P2P.

Al principio ni siquiera había lugares para informarse ni mucho menos medios especializados. Conforme fue evolucionando comenzaron a aparecer lo que parecían nuevos modelos de negocio. Recuerdo varias conversaciones en 2015 donde hablaba con otros compañeros que en ese momento los modelos que giraban en torno a las criptomonedas y la incipiente tokenización de activos iban a explotar (en el buen sentido).

Sin embargo, no fue así. Necesitaría otra década para asentarse y seguir la lógica de todas las revoluciones tecnológicas, donde es necesaria una burbuja para atraer muchísimo capital, seguida de una limpieza de lo que es puro humo para luego consolidar los casos de uso realmente revolucionarios.

Estamos en el inicio de esta última fase.

revoluciones tecnologicas y burbujas carlota perez web3

Creo que estamos en el punto verde «Sinergia», muy al inicio de el mismo, saliendo del «turning point» del famoso modelo de Carlota Perez en su libro «https://en.wikipedia.org/wiki/Technological_Revolutions_and_Financial_CapitalTechnological Revolutions and Financial Capital: The Dynamics of Bubbles and Golden Ages».

Vamos como casa esto con la gráfica explicativa de Gartner:

ciclo de gartner en la web3 y blockchain

Estamos comenzando a subir por la rampa de consolidación. Ahora el pico de expectativas está en los desarrollos y aplicaciones de la Inteligencia Artificial. Así que buena época para tomarse en serio la web3 y las DeFi.

No ha sido hasta la aparición de las aplicaciones Blockchain como modelos de negocio para los creadores y las comunidades a su alrededor, cuando todo ha empezado a tener sentido de verdad. Lo demás era ruido.

Veamos.

# Las 3 fases del desarrollo de la Web

/ Web 1

Fue la primera etapa, basada en los ordenadores personales como mecanismo para entrar en la red. Va desde principios de los 90 hasta 2000-2002 con el fin estallido de la burbuja puntocom.

Aquí se pasaban los modelos físicos a digitales en la red. Son las plataformas donde solo podías leer, pero todavía no podías interactuar o crear.

/ Web 2

La segunda etapa (2002-2020) donde aparecen primero webs para crear blogs gratuitos (Blogspot que luego compra Google o Mypsace) y posteriormente las redes sociales. El elemento donde se apalanca todo esto es el smartphone. Aquí no solo se lee o consume, también se crea, cualquier persona puede crear de manera activa e interactuar.

/ Web 3

La etapa que estamos comenzando ahora (2020-). Las personas ya no solo consumimos y creamos, aquí también poseemos. El elemento donde se apalanca todo son las Blockchain, las cuales hay que considerar como ordenadores virtuales a los que accedemos con nuestra llave (wallet).

# ¿Por qué se evoluciona hacia la web3?

Porque los modelos económicos que sustentan los modelos digitales no son sostenibles. Se ha hipercentralizado todo en grandes compañías que extraen cerca del 100% de los ingresos de todos los creadores, comunidad y proveedores. En este post explicaba algo.

El gran problema de los modelos digitales es que se apalancan en los efectos red. El modelo básico sigue el siguiente proceso:

  • 1º Te pongo una funcionalidad, gratuita donde te dejo interactuar y ganar dinero (si lo deseas)
  • 2º Una vez que he alcanzado mi punto crítico de usuarios comienza a extraerte todo el valor que generas y ya no te dejo ganar

Como la aplicación ha generado tanto efecto red, ahora eres tu el que lo necesitas si o si. Por esta razón las principales redes te dejan destacar (YouTube, LinkedIn, TikTok etc) pero una vez que coges cierto volumen el algoritmo está diseñado para que tengas que contratar servicios de promoción.

# ¿Qué tienen que decir aquí las finanzas?

Hay un aspecto absolutamente fundamental: el token y las DEFI son los modelos de financiación del open-source. Crear open-source no es muy complicado, lo difícil es manternerlo.

En los 80 nacieron los protocolos fundamentales que conocemos, el email y la web (el sistema de dominios de la red). Como en aquella época no había grandes corporaciones que pudieran hacer freten a ello, porque era un mudo completamente nuevo, pudieron sobrevivir de manera completamente autónoma. Hoy en día son los únicos protocolos, open-source, que te permiten total autonomía (hasta que llego Blockchain).

El problema vino después, por eso creaciones como el RSS para leer las noticias de lugares, sucumbieron a la aparición de las redes sociales. Yo sigo utilizándolo aquí y en mi lector de feeds, pero la realidad es que lo mantenía un grupo de voluntarios con un presupuesto ridículo; enfrente Twitter, Facebook y compañía.

Ha sucedido lo mismo con la IA, OpenAi era un proyecto open-source, pero los desarrollos open-source cuando escalan necesitan una cantidad de recursos económicos de locura; miles de millones en infraestrutcturas.

Aquí es donde entran las finanzas descentralizadas y los protocolos Blockchain: alinean dos grupos de personas diferentes, a los desarrolladores y los usuarios. El valor que obtienen los segundos se recompensa directamente a los primeros y la estructura necesaria para mantener todo el tinglado.

Cuando nos metemos un poquito en la parte puramente financiera se genera mucha confusión. Y es normal. Debemos tener en cuenta que las finanzas que giran en torno a los tokens (el activo fundamental sobre lo que se basa todo) son modelos que mezclan disciplinas de muchos cambios, a lo que hay que añadir nuevos conceptos que vienen del mundo de los desarrolladores.

Por ejemplo, cuando se lanza un token, para valorarlo, se están mezclando la teoría del dinero (velocidad del dinero, inflación, escasez) con finanzas corporativas (valoración con flujos, proyecciones, modelo de negocio de base) con elementos propios del venture capital (vesting) con elementos propios de las propias finanzas descentralizadas (DEFI).

Sin embargo la web3 es el único modelo que permite sostenibilidad para cualquier modelo de negocio, sobre todo teniendo en cuenta los problemas que van a venir asociados con la IA. Para los creadores en la red no hay un modelo asociado a la IA.

Pero pensemos que ahora estamos como en el año 2005. En ese momento el blogging no se había hecho mainstream y las redes sociales ni el smartphone habían aparecido todavía.

El conjunto de aplicaciones prácticas de DeFI incluye:

Intercambios descentralizados (DEX): Los DEX se especializan en transacciones descentralizadas entre pares de criptomonedas y activos digitales, eliminando la necesidad de intermediarios.

Tokenización: DeFi facilita la tokenización de activos como arte, música, bienes virtuales y coleccionables, mejorando la propiedad y la autenticidad.

Contratos inteligentes: Las aplicaciones descentralizadas (dApps) construidas sobre contratos inteligentes permiten diversas funciones financieras, como prestar y pedir prestado.

Stablecoins: Las stablecoins, que son criptomonedas vinculadas a un activo estable, como el dólar estadounidense, ofrecen estabilidad para las transacciones y los contratos en los sistemas DeFi.

Préstamos y préstamos: Las plataformas DeFi permiten a los usuarios prestar y tomar prestados fondos utilizando sus propias criptomonedas como garantía, con protocolos que gestionan miles de millones de dólares en valor total bloqueado (TVL).

Estos casos de uso demuestran el potencial de DeFi para transformar los sistemas financieros tradicionales ofreciendo soluciones descentralizadas, transparentes y eficientes para las empresas.

# Por qué es importante para la dirección financiera de un negocio (y su CFO)

La llegada de Web3 y las finanzas descentralizadas (DeFi) supone un cambio de paradigma; para un director financiero con perfil estratégico es esencial comprender cómo pueden afectar estos cambios a los modelos de negocio y procesos financieros tradicionales.

Por otro lado, DeFi está trastocando nuestra concepción tradicional de los sistemas financieros. Utilizando la tecnología Blockchain, principalmente Ethereum, DeFi ofrece una gama de servicios financieros descentralizados -desde préstamos y empréstitos hasta seguros y comercio-, todo ello sin necesidad de intermediarios como bancos o instituciones.

Como Director Financiero, vale la pena señalar varias implicaciones:

  • Eficiencia y rentabilidad: Con los contratos inteligentes que automatizan numerosos procesos en el flujo de trabajo financiero, las operaciones podrían volverse más rápidas y rentables, lo que llevaría a ahorros potenciales en costos de infraestructura y personal.
  • Transparencia y auditabilidad: Cada transacción registrada en una Blockchain es transparente e inmutable. Esta característica única puede simplificar potencialmente la auditoría manteniendo altos niveles de responsabilidad y fiabilidad.
  • Gestión de riesgos: Las plataformas DeFi operan las veinticuatro horas del día, eliminando el riesgo asociado a los horarios bancarios tradicionales. Sin embargo, también introducen nuevos tipos de riesgos, como errores en los contratos inteligentes, inestabilidad de la plataforma e incertidumbres regulatorias.
  • Acceso a nuevas oportunidades de inversión: Los protocolos DeFi ofrecen oportunidades de inversión innovadoras, como la agricultura de rendimiento, la minería de liquidez y la estaca de tokens, que los directores financieros podrían considerar para diversificar la cartera de inversiones de la empresa.

Sin embargo, esta nueva frontera no está exenta de desafíos. La ambigüedad normativa, la volatilidad, los problemas de seguridad y los problemas de escalabilidad son obstáculos que aún no se han abordado plenamente.

En cualquier caso, creo firmemente que es crucial que los directores financieros conozcan a fondo Web3 y DeFi. Debemos mantenernos ágiles, adaptables y aprender continuamente para navegar con eficacia por este nuevo panorama.

Exploremos juntos las apasionantes oportunidades y complejidades que nos brinda esta nueva era de las finanzas.

Profundiza -> Cuando perdimos la propiedad de nuestros mundos digitales

Para seguir nuevas entradas utiliza el feed (rss) del blog en un agregador como feedly. No utilizo cookies de rastreo, ni newsletter, ni redes sociales. Escríbeme. Jorge.